Eres la mitad de mi alma, eres la mitad de mi cielo, eres mi caballero andante en la madrugada… Mi poeta, mi trovador, mi amante y mi dueño…

Eres mi sueño de noche, eres mi realidad de día…
Eres no el poema que nunca escribí, sino el que viví cada instante en mí.

Eres una dulce melodía en mis oídos,
Eres un canto a mi esperanza de ser contigo,
Eres quien invade mi mente,
Eres quien llena mis pensamientos,
Eres quien produce sensaciones,
Eres quien me atrapa de emociones…

Eres quien me mima y me fascina… Eres tú quien me envenena y me excita…
Eres el más deseado de mis pecados,
Eres mi vicio mas esperado,
Eres dueño de mis fantasías,
Eres quien las puebla y da vida…

Eres esclavo de mis vicios,
Eres mi tentación al mirarte, al observarte, al recordarte y al desearte…
Eres quien me colma de caricias, quien me llena de pasiones, el protagonista de mis locuras y más preciado de todos mis deseos…
Eres quien hace volar mi imaginación, de ti y contigo…

Eres la más fascinante de mis inspiraciones,
Eres mi placer más deseado y mi tentación más sublime, déjame que caiga en ella… Déjame que caiga en ti…