En los resquicios de mis silencios se desdibuja una silueta, masculina, muy alta, muy sutil… Una silueta, formada con trazos de deseo y adornada de placeres ocultos, cada uno de ellos ideados por ti y hacia ti…

En su obligada soledad se entreve una mirada, con matices de color e iluminada por una sensualidad extrema y repleta de pensamientos originados por unas sensaciones colmadas de una lujuria que arden sobre su piel semidesnuda que deja a la vista una mezcla de seducción y amor inevitables, raras veces separables…

Ese cuerpo hecho hombre espera y desea a su amante, su amor, su cómplice y su destino conocedor de su alma encendida que haga que su piel se estremezca con cada gesto, cada mirada, cada caricia y cada momento vivido…
Ese cuerpo desea y espera que con un leve tacto en su piel le traspase su alma y así provocar que los latidos de su corazón se pierdan con el encender de unos sentidos entremezclados de suspiros y ardientes deseos de abrazos infinitos…

Ese cuerpo y esa desnudez quieren ser tapados bajo el calor de otro cuerpo y así expresar unos secretos íntimos… 
Esa desnudez quiere y anhela dejarse entregar a unos húmedos sueños y mil y un desvaríos…
Esa desnudez quiere que sobre su piel se queden marcas de ese gran amor apasionado, eterno y sin sentido…

Esa desnudez quiere que…
La arrebaten suspiros, le deleiten de deliciosos vicios y dejar que emane de ella su aliento contenido y una excitación incontrolable de deseos de fundir dos cuerpos en uno mismo…

Esa desnudez quiere que la arrebaten sensaciones inexplicables, confesiones prohibidas, caricias fundidas y derramar sobre ella el más dulce de los aromas tan sólo adornado en cada uno de los suspiros produciendo un elixir exquisito y así embriagarse de él en los silencios…

Esa desnudez quiere que la hagan gemir en placeres extremos e interminables haciendo que se pierdan con cada uno de ellos y así cubrir la desnudez de dos cuerpos sumergidos uno en el otro y adornados por una “rosa” que mantenga ese aliento vivo y tan solo alimentado por cada uno de esos… Sus más sonoros suspiros…..